#DeleteFacebook: ¿Por qué los usuarios quieren salirse de la red social?


#DeleteFacebook, ese es el hashtag que se ha tomado las redes sociales esta semana y que de seguro todos ustedes ya se habrán topado navegando por internet. Es más, hoy fue el mismo fundador de Whatsapp, Brian Acton, quien se sumó a la campaña y publicó el siguiente mensaje en su cuenta de Twitter:

Sí, sabemos que este mensaje puede sonar algo descarado si tenemos en cuenta que Acton y Jan Koum, su cofundador, vendieron WhatsApp por 16 mil millones de dólares a Facebook el año 2014, pero después de trabajar 3 años junto al equipo de Mark Zuckerberg, Acton decidió renunciar a su puesto para abrir su propia fundación y, desde ese entonces, se ha vuelto en una de las figuras más prominentes a la hora de criticar a la empresa de Zuckerberg y sus medidas para resguardar la privacidad e información de sus usuarios.

¿Pero cuál es el origen de la polémica que ha hecho que Facebook no solo pierda usuarios, sino que también pierda grandes sumas de dinero en el mercado bursátil? Hay un solo nombre: Cambridge Analytica.

Para los que no están enterados, se las haré corta: El viernes pasado, Facebook anunció que suspendería a la empresa de análisis de datos Cambridge Analytica de la plataforma por  haber incumplido con los términos de servicio de la red social. Sin embargo, la bomba no estalló hasta un día después, cuando una serie de investigaciones periodísticas revelaron que lo que había hecho realmente Cambridge Analytica fue haber utilizado sin autorización los datos de 50 millones de usuarios de Facebook en Estados Unidos el año 2016 con el objetivo de elaborar una serie de estrategias comunicacionales que permitieran influir en la elección de Donald Trump como próximo presidente de Estados Unidos. 

Para lograrlo, la empresa no robó los datos directamente, sino que todo esto fue obra de Aleksandr Kogan, un profesor universitario que, a modo de proyecto personal, desarrolló en 2013 un test de personalidad en formato de aplicación de Facebook que fue respondido por más 265.000 usuarios. Para completarlo, el test pedía acceder a la información personal del usuario y de toda su red de amigos sin el consentimiento de estos últimos. Con esta maquinaria de información, Kogan se hizo con una base de datos de más del 15% de toda la población estadounidense, y que incluía los “me gusta”, actualizaciones de estado e incluso algunos mensajes privados. Tras esto, el académico vendió los datos a Cambridge Analytica, los que finalmente utilizaron la información para enviar propaganda pro Trump de forma casi personalizada a cada uno de los usuarios junto con generar noticias falsas que fueron ampliamente difundidas por medios de comunicación y que habrían influido en el resultado de las últimas elecciones del país del Tío Sam.

¿El resultado de todo esto? La desacreditación total de Facebook como una compañía capaz de cuidar la privacidad de los usuarios, amenazas de juicio en contra de Mark Zuckerberg y una campaña que busca que todos eliminemos nuestras cuentas de la red social más grande del mundo.

#DeleteFacebook: ¿Por qué los usuarios quieren salirse de la red social?

1 comentario
Peter Marschhausen
Peter Marschhausen
Sueño a 24 cuadros por segundo. Gamer desde que tengo memoria.