Madre compró un Funko de Star Wars para su hija y le enviaron un dildo


Pucha chiquillos, ¿qué más quieren que les diga después de escribirles este tremendo titular? Nada po’, la historia es así de simple: Julieann Henderson, una esforzada madre trabajadora de Inglaterra, se encontraba navegando por Amazon UK cuando dio con un Funko Pop de la Princesa Leia a un precio de ganga, sólo £9,95 libras esterlinas (poco más de 8 mil pesos chilenos). Era el regalo perfecto para su hija de 12 años, así que no dudó un segundo y compró el juguetito para así quedar como la mamá del año.

 

Hasta ahí todo bien. Es más, el pedido siguió su curso normal de rastreo y arribó a su casa sin ningún inconveniente, pero la sorpresa llegó cuando Henderson le entregó el paquetito a su hija para que tuviera el honor de abrirlo. Es justo acá cuando la historia da un giro en 180 grados, porque adentro de la caja no se veía ni por asomo la figurita del personaje interpretado por Carrie Fisher (Q.E.P.D.), sino que en cambio, y ante la mirada atónita de la pequeña, el vendedor de Amazon les había mandado sendo dildo de plástico flexible.

Se trata, nada más ni nada menos, que del Loveryoyo Jelly Dildo, producto que en Amazon puede ser encontrado al mismo valor que el Funko Pop en cuestión. Pero a pesar de que no hubo una gran pérdida de dinero, la madre igual decidió ponerse en contacto con el servicio al cliente del sitio que, después de un par de horas, le prometió la devolución total del dinero. ¿Cómo les quedó el ojo?

 

Madre compró un Funko de Star Wars para su hija y le enviaron un dildo

0 Comentarios
Peter Marschhausen
Peter Marschhausen
Sueño a 24 cuadros por segundo. Gamer desde que tengo memoria.